El azúcar y la infancia

Me gustaría hablar sobre el azúcar y la nutrición infantil. En primer lugar, es de sobra conocido que un elevado consumo de azúcar en la primera etapa de la vida contribuye al desarrollo de caries y obesidad infantil, por ello, existen normativas nacionales y europeas que se encargan de la regulación de la máxima cantidad de azúcar que deben llevar los productos alimentarios infantiles.

Tristemente, opino (y no sólo yo), que la normativa dista mucho de la idoneidad, de hecho, la actual prevalencia de sobrepeso y obesidad infantil en nuestro país (cercana al 40%) es una prueba de ello. Entrando en detalle, nos damos cuenta de que, dicha normativa, permite, en el caso de cereales, bizcochos y galletas, que hasta el 30% de la energía total de este tipo de productos se obtenga de los azúcares1. Algo que parece increíble y, más aún, después de que la evidencia científica haya demostrado con creces que el azúcar libre y/o las bebidas azucaradas son altamente obesogénicas2,3.

Volviendo a ejemplos concretos, la directiva permite que hasta 15 g de 100 ml para los zumos de fruta y néctares sean azúcares, ¿es recomendable esta ingesta?, ¿un zumo es sustituto de una ración de fruta? La respuesta es no. Un estudio publicado por científicos de las universidades de Liverpool y Londres concluyó, tras analizar más de 200 bebidas infantiles, que el contenido de azúcar era inaceptablemente alto, aconsejando a las comercializadoras de estas bebidas que dejaran de añadirles azúcar4. Y no sólo ocurre con las bebidas comercializadas, los zumos caseros, aún incluyendo la pulpa de la fruta, tampoco deben sustituir a una pieza de fruta, ya que el azúcar en ellos contenida se considera azúcar libre, siendo muy distinta la respuesta metabólica que provoca masticar una fruta de la que provoca bebérsela4.

Bibliografía:

  1. Basulto J, Ojuelos FJ, Baladia E, Manera M. Azúcares en alimentos infantiles. La normativa española y europea, ¿a quién protege?. Rev Pediatr Aten Primaria. 2016;69:e47-e53. Publicado en Internet: 31/03/2016. Disponible en: http://www.pap.es/files/1116-2098 pdf/10_RPAP_Azu%C3%ACcar%20en%20alimentos%20infantiles.pdf
  2. Moynihan PJ, Kelly SA. Effect on caries of restricting sugars intake: systematic review to inform WHO guidelines. J Dent Res. 2014;93:8-18.
  3. Te Morenga L, Mallard S, Mann J. Dietary sugars and body weight: systematic review and meta-analyses of randomised controlled trials and cohort studies. BMJ. 2013;346:e7492.
  4. Boulton J, Hashem KM, Jenner KH, et al. How much sugar is hidden in drinks marketed to children? A survey of fruit juices, juice drinks and smoothies BMJ Open 2016;6:e010330. doi: 10.1136/bmjopen-2015-010330

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: